Represión en la Italia fascista

Publicado en Historia

Aunque Mussolini mantuvo las instituciones parlamentarias del Estado italiano hasta 1925, en realidad no funcionaban como tal desde que en 1924 tuviera lugar el asesinato de Matteotti y se produjera el abandono del Parlamento por parte de la oposición, un hecho que para algunos fue un error político porque permitió sobrevivir a Mussolini cuando crecía la contestación contra él. Lo que está claro es que fue un momento crítico para la supervivencia del régimen fascista porque no estaba claro si el rey terminaría por enfrentarse al dictador. Algunos empresarios y políticos querían que el monarca despidiese a Mussolini, pero Víctor Manuel III temía más a una posible revolución social y no dio ningún paso. Mussolini puede estar tranquilo. Entre 1924 y 1925 se produce la desaparición de los partidos políticos, la prensa es atornillada, se queman libros considerados subversivos en algunas plazas y calles, se maltrata y asesina a personajes considerados enemigos, y comienza el exilio de muchos opositores hacia Francia.

Leer más..

El asesinato de Matteotti

Publicado en Historia

El asesinato del diputado socialista Matteotti se ha convertido en el símbolo de como el fascismo utilizó este acto criminal para acabar con la oposición. En mayo de 1924 el político había denunciado en el Parlamento la violencia que ejercida contra la oposición. Presentó pruebas irrefutables y pidió que se convocaran elecciones generales. El discurso concitó la inquina de los diputados fascistas, llegando Farinacci a amenazar a Matteotti.

Leer más..

El Partido Popular italiano

Publicado en Historia

En la historia de la democracia cristiana el Partido Popular Italiano, a pesar de su corta existencia, supone un hito fundamental por su peso político después de la Gran Guerra, y porque constituyó el fundamento de la posterior Democracia Cristiana (DC), formación política básica del sistema de partidos de la República de Italia.

Leer más..
Suscribirse a este RSS
Este sitio utiliza cookies. Al seguir navegando entiendo que aceptas mi política de cookies.
Más información Entendido